La mayoría de los comercios de Málaga no abren al público en la Fase 0

La mayoría de los comercios de Málaga han abierto pero no al público, excepto las peluquerías, que sí han contado con clientes bajo cita previa.

Las peluquerías han sido los comercios que más clientela han recibido al inicio de la Fase 0.
Las peluquerías han sido los comercios que más clientela han recibido al inicio de la Fase 0.

E.P. El inicio de la Fase 0 del plan de desescalada del Gobierno hacia una nueva normalidad y el hecho de que los comercios puedan abrir con cita previa no ha tenido, por el momento, mucha repercusión en Málaga, donde la mayoría de los negocios han abierto pero no al público, excepto las peluquerías, que sí han contado con clientes bajo cita previa.

Así lo han indicado a Europa Press los presidentes de la Federación de Comercio de Málaga, Enrique Gil; de Comercio Málaga, Salvador Pérez y de la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico de Málaga, Juanibel Vera, quienes han coincidido en que esta semana la gran mayoría no abrirá sus puertas sino que trabajarán en el interior de sus negocios para ir adecuándolos a la “nueva normalidad”.

Estos comerciantes malagueños no tienen datos del número de establecimientos abiertos este lunes pero sí han recibido consultas de muchos de sus propietarios en este primer día y han contactado con otros para conocer la situación.

En el lado opuesto están las peluquerías, que sí están a “pleno rendimiento” y también cuentan en gran medida con una actividad para la que se suele requerir cita previa; de hecho este es el sector donde se ha notado la apertura en este primer día.

En el resto de establecimientos, la mayoría de los propietarios está dentro de las tiendas preparándolas y adaptándolas. “Seguramente el próximo lunes será más amplia esa apertura al público”, ha precisado Gil, quien ha agregado que muchos están encargando mamparas para los mostradores así como guantes y mascarillas.

En los mismos términos, Vera ha precisado que hay comercios que abrirán este martes, después de un primer día de toma de contacto con su negocio tras casi dos meses sin actividad. “Hoy sobre todo peluquerías, estancos y comida para llevar y a partir de este martes habrá algunos más pero otros asociados como tiendas de ropa, zapatos o música seguramente lo harán a partir del día 11, cuando se iniciará la apertura de las terrazas al 50 por ciento”, ha sostenido.

Salvador Pérez, de Comercio Málaga, ha recordado que “es imposible” que muchos establecimientos hayan abierto sus puertas este lunes porque “las medidas las conocimos el domingo muy tarde”. “Todos tenemos muchas ganas y sobre todo mucha necesidad de abrir y trabajar”, ha expuesto.

Así, ha incidido en la afección del coronavirus: “Es muy serio sanitariamente pero también para la economía y sobre todo para pequeños empresarios y autónomos que tenemos que ver cómo ganar algo de dinero para poder comer porque a unos les ha cogido algo mejor pero a otros bastante mal, los créditos ICO algunos han llegado, otros no, otros están en el aire”.

Pérez ha lamentado la “incertidumbre” total que están viviendo los comerciantes y ha reclamado unidad y diálogo al Gobierno con las comunidades autónomas así como con las organizaciones empresariales y sindicales: “Estas cosas son muy serias, muy graves y hay que contar con el consenso de todas las partes. Contentar a todos es muy complicado pero hay que buscar la fórmula de que todos salgamos para adelante. El país no puede seguir parado”.

Todos han recalcado el “deterioro económico” del comercio local, donde la mayoría, un 94%, son autónomos. “En Málaga en cada pyme hay 1,9 personas por empresa; la mayoría somos autónomos y en muchísimos casos el ayudante es un autónomo dependiente, normalmente un familiar. Aquí ERTE pocos, ha habido cierres y punto”, ha enfatizado Enrique Gil.

En su mayoría, este lunes los comerciantes están con la desinfección, poniendo al día los establecimientos y, en el caso de los del centro histórico se ha previsto colocar un cartel en el que indiquen las medidas adoptadas y que se encuentra en condiciones óptimas para abrir, ha puntualizado Juanibel Vera, quien ha admitido que en el caso del casco histórico “es muy difícil sin que haya turismo”.

Por ello, al igual que Gil ha animado a los malagueños a comprar en comercios locales y no tanto en grandes superficies que, además, no están abiertas aún al público. “Apelamos al consumo local y que apoyen el pequeño comercio; también muchos ofrecen online pero lo nuestro es el contacto con el cliente”, ha sostenido.

Juanibel Vera ha añadido, además, que siguen pagando impuestos y la cuota de autónomo pese a tener el negocio cerrado: “Es más difícil de lo que cualquiera imagina el levantar la persiana y en nuestro caso dependemos mucho del turismo”. Por ello, la presidenta de los comerciantes del centro histórico de Málaga ha considerado que el próximo lunes, con la apertura limitada de las terrazas de bares y restaurantes, “quizá haya otra alegría”.

“Necesitamos trabajar con información clara, con medidas de seguridad que nos las tienen que decir para que se adapten a la normativa para no infringir la ley”, ha añadido Salvador Pérez, al tiempo que ha aludido a las dificultades para recuperar empleo en este momento: “Si una tienda de ropa o de zapatería tiene uno o dos empleados además del dueño, si no tiene para comer él cómo va a pagar a otro”.

También ha señalado que el hecho de tener cita previa en un negocio no significa que se vaya a comprar: “Yo puedo ir a ver una guitarra pero no comprarla”, ha puesto como ejemplo, al igual que Juanibel Vera, quien ha añadido cómo las tiendas de ropa han perdido toda la temporada de primavera.

“La temporada de primavera la hemos pasado en casa y es mucho dinero perdido porque la moda no dura nada y además es un sector que se anticipa tanto que desde diciembre ya teníamos el avance de la primavera y es un dinero gastado ya”, ha añadido.

Locales

Respecto al pago de rentas por los locales de los establecimientos, los tres dirigentes empresariales han indicado que en su mayoría son alquilados, como ocurre “casi en un cien por cien con el centro, donde prácticamente nadie tiene un local en propiedad”.

Han coincidido en que en el tema de rebajas de alquileres “hay un poco de todo”. “Está el que no quiere bajar, otro que sí ha hecho rebaja, otro que han aplazado el pago a los inquilinos hasta que esté funcionando el negocio, hay un abanico amplio según cada caso”, ha indicado Vera.

En la misma línea, Gil ha indicado que está habiendo “muchos acuerdos y en ese sentido no hay demasiado malestar”. “La mayoría de los propietarios no son empresas sino gente que tiene locales alquilados y algunos muestran cierta sensibilidad”, ha añadido. Pérez ha apuntado a otra casuística, que también ocurre, que el propietario del local alquilado haya pedido un préstamo para pagarlo y necesite el dinero del alquiler porque el banco “sigue cobrando la cuota”.

En definitiva, un primer día de apertura al público que los comerciantes malagueños coinciden en que ha sido una toma de contacto, considerando, en su mayoría, que el próximo 11 de mayo se avanzará y abrirán al público más negocios.