Plaza de Toros de la Malagueta: tradición centenaria

Vista aérea de la Plaza de toros.
Vista aérea de la Plaza de toros.

La plaza de toros de la Malagueta acoge desde hace más de 140 años los espectáculos taurinos de la ciudad. Este verano ha terminado la rehabilitación del inmueble con una nueva apuesta por darle un uso cultural adicional al de la tradición torera. El inmueble, propiedad de la Diputación de Málaga, tiene forma de polígono regular de 16 lados, 52 metros de diámetro en el ruedo y un aforo de 10.000 personas.

La Malagueta empezó a construirse en 1874 de la mano del arquitecto Joaquín de Rucoba. De estilo neomudéjar, el edificio consta de planta baja, entreplanta y dos plantas superiores. Se inauguró el 11 de junio de 1876 con toros de Murube para los diestros Manuel Domínguez ‘Desperdicios’, Antonio Carmona ‘El Gordito’ y Rafael Molina ‘Lagartijo’. En 1976, coincidiendo con el centenario, fue declarado conjunto histórico-artístico y, en 1981, Bien de Interés Cultural.

Vista interior del coso malagueño.
Vista interior del coso malagueño.
Vista interior del coso malagueño.
Vista interior del coso malagueño.

A lo largo de sus más de 140 años de existencia, La Malagueta ha sido sometida a varias modificaciones encaminadas a reforzar su estructura y a la transformación de sus edificios adjuntos. Entre 1930 y 1940 se da un cambio significativo a la fachada, enluciéndola de mortero y pintándola de blanco. En los años 60 se amplían los corrales y en los 70, se realizan refuerzos estructurales.

Desde entonces, el deterioro progresivo de la plaza de toros llevó a la Diputación a acometer un proyecto de rehabilitación de La Malagueta que se ha llevado a cabo en dos fases con una inversión de 5,3 millones de euros. El proyecto ha consistido en la limpieza e impermeabilización de las gradas del tendido, en una primera fase, y en las obras de rehabilitación de la fachada, refuerzo estructural y el nuevo uso cultural, en una segunda fase. En otoño se espera que concluyan los trabajos para dar cabida al nuevo espacio cultural de La Malagueta.

Dependencias interiores.
Dependencias interiores.
Dependencias interiores.
Dependencias interiores.

El punto álgido de la plaza de toros a lo largo del año es la Feria Taurina, en la que se puede acceder a contemplar un amplio programa de corridas con grandes figuras del toreo y que se celebra en agosto. Por otra parte, también destaca la celebración de la Corrida Picassiana, en la que los toreros lucen vestidos con motivos o inspirados en el pintor vanguardista.

El Apunte: Centro Cultural

El proyecto de uso cultural de la Diputación contempla con dotar a La Malagueta con un centro de conferencias y eventos con dos salas para 200 espectadores, un centro de arte de la tauromaquia, una zona de exposiciones temporales en la planta baja, y un área de exposición permanente y una cafetería restaurante en la planta alta.

Fachada completamente remodelada.
Fachada completamente remodelada.