“Menupop” la app que ayuda a la hostelería a afrontar la desescalada

Los desarrolladores del proyecto, un grupo de empresarios de Málaga y Granada, trabajan ya para que la aplicación centralice todo el proceso de restauración; desde delivery, reserva de mesa hasta el propio pago.

Equipo Menupop
Equipo Menupop

La empresa malagueña Buenos Códigos, junto con Joaquín Santiago, han lanzado una nueva plataforma en la que el sector de la hostelería encontrará una respuesta global a todas las necesidades que se establecen con la recién estrenada Fase 1 de la desescalada en Málaga y la consiguiente reapertura de las terrazas de los locales.

Así, la app Menupop no solo permite a cada restaurante disponer de las cartas en formato digital, sino que, a través de un Código QR personalizado para cada mesa, los clientes podrán hacer su comanda de forma totalmente automatizada, directamente al camarero asignado y a cocina, como si se tratase de un truco de magia. También dispone de llamada al camarero, pedir la cuenta o elegir la forma de pago.

La aplicación responde a las recomendaciones establecidas por el Ministerio de Sanidad y el Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE), que en su protocolo de medidas para reducir el riesgo de contagio por coronavirus instan a los restaurantes y bares a evitar las cartas en papel con el listado de productos y menú.

Así, con la apertura de locales de restauración en la desescalada, muchos son los quebraderos de cabeza del sector para salvaguardar la seguridad tanto de su equipo como de sus clientes. Por ello, de cara a los nuevos tiempos la empresa Buenos Códigos ha comenzado a plantear hipótesis sobre cómo llevar a cabo la vuelta a la actividad de este sector y qué pueden desarrollar con sus conocimientos para facilitar el trabajo diario de la comunidad hostelera.

De esta manera surge Menupop, un servicio que ayuda a hosteleros y restauradores a evitar las cartas en formato físico en sus establecimientos con la digitalización de las mismas. De esta forma, no solo es más seguro para la clientela de sus locales, sino que, también, se optimiza el trabajo y el tiempo del equipo al no tener que desinfectar las cartas tras cada uno de sus usos.

Menupop es una aplicación que pone a disposición del establecimiento hostelero las cartas digitales y va más mucho más allá. En todo momento la interacción con el personal de sala y de cocina se puede llevar a cabo de forma digital, ya que cada mesa tiene un código QR personalizado y las demandas incluyen un apartado de ‘notas’ para hacerlo más específico y al gusto y necesidades de cada comensal.

La aplicación trabaja en una línea de negocio enfocada a grandes cadenas que cuentan con manuales de marca y necesitan tener su propia app customizada a su imagen. Además, la idea es ampliar sus servicios próximamente a través de un servicio integral que les permita gestionar la reserva de mesas, hacer pedido a domicilio, pedir la comanda al momento e incluso pagar a través de ella.

Para los hosteleros, Menupop es sinónimo de tranquilidad por poder ofrecer la máxima seguridad a su equipo y clientes. Pero es, también, símbolo de adaptación y modernidad, ya que todo apunta a que estas medidas vayan a quedarse para siempre, cambiando así el concepto de restauración al que estábamos acostumbrados.

“Menupop es sólo la punta del iceberg, estamos planificando muchos otros servicios que se podrán conectar con el app, aspirando al objetivo final de gestión integral de los establecimientos”, declara Martín Folatelli, CEO de esta empresa.

Desde la gestación de la idea original hasta su implementación, el objetivo de Menupop es ayudar a uno de los sectores más castigados en la crisis del coronavirus. Por ello, todos los establecimientos que se den de alta, podrán hacer uso de forma totalmente gratuita durante 30 días de prueba y luego 29 € + IVA, al mes.