Universidad

UMA, PTA y la empresa IPStar acuerdan trabajar con tecnologías elaboradas por la Agencia Espacial Europea

El objetivo es crear una Incubadora de Economía Circular basada en las tecnologías del Consorcio MELiSSA, en el marco tecnologías empleadas para la vida fuera de la Tierra.
23/02/2017

Compartir:

mailEnvía printimprime
crossEnviar por correo a:

E.P. La Universidad de Málaga (UMA), el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA) e IPStar han firmado este miércoles un acuerdo con el objetivo de crear una Incubadora de Economía Circular basada en las tecnologías desarrolladas por el Consorcio MELiSSA --a la cual pertenece la Agencia Espacial Europea-- en el marco de las tecnologías desarrolladas para el espacio.

La creación de esta incubadora, que se ubicará en el edificio El Rayo Verde del campus de Teatinos, permitirá que investigadores del mencionado consorcio trabajen conjuntamente con investigadores, estudiantes y profesores de la UMA y empresas del PTA para desarrollar aplicaciones terrestres de estas tecnologías, con el fin último de establecer un programa que permita la creación de empresas derivadas basadas en ellas.

En este acto han estado presentes el rector de la UMA, José Ángel Narváez, y el vicerrector del Proyectos Estratégicos, Víctor Muñoz; el presidente del PTA, José Luis Ruiz Espejo; el director general del proyecto MELiSSA en la Agencia Espacial Europea y responsable de las actividades de Ciencias de la Vida y Soporte Vital, Christophe Lasseur; el director general de IPStar, Rob Suters, y Ankie Pijnemburg, de IPStar

El consorcio MELiSSA ha sido establecido por la Agencia Espacial Europea para realizar un programa de desarrollo sobre ecosistemas artificiales diseñado para sistemas de soporte vital regenerativo para aplicaciones terrestres y misiones espaciales de larga duración en bases lunares o vuelos a Marte, incluyendo tecnologías sobre tratamiento de aguas, residuos y reciclaje; calidad y regeneración del aire; optimización de producción y preparación de alimentos; tecnologías de analizadores y sensores; bioseguridad y aceptación; diseño y análisis de sistemas; y ciencias de la vida.

La UMA y el PTA cooperan en el campo de la valorización de la investigación científica entre otras áreas de la sostenibilidad, reciclaje, agua, recuperación de recursos, gestión de la energía y procesado de residuos. Por ello, la firma de este acuerdo "refuerza los objetivos de ambas instituciones", según han informado en un comunicado.

Por su parte, IPStar es un miembro del consorcio MELiSSA y una empresa de consultoría sobre transferencia de tecnología, dedicada a la explotación comercial de determinadas tecnologías financiadas por la Agencia Espacial Europea.


Quién es Quién en la empresa de Málaga

Galerías

Encuesta

¿Aumentará en 2017 su presupuesto para actividades de ocio?