Energía

Endesa pone en servicio ocho líneas nuevas de reparto eléctrico

Endesa ha finalizado recientemente los trabajos de puesta en servicio de ocho nuevas líneas de distribución eléctrica para distintas partes de la ciudad de Málaga, actuación para la que la compañía eléctrica ha invertido 110.000 euros.
17/08/2011

Compartir:

mailEnvía printimprime
crossEnviar por correo a:

De esta forma, la calidad de servicio de estas zonas, así como la de otras circundantes, se ve mejorada, ya que las nuevas líneas permiten redistribuir y realizar un mejor reparto de carga entre las instalaciones que las alimentan.

Estas zonas hacia las que transcurren las líneas son Teatinos, Barriguilla, Bizcochero, facultades universitarias, Huerta del Correo, Cortijo Alto y Tiro Pichón, además del propio Recinto Ferial de Cortijo de Torres, del que la mitad de su consumo durante estos días se realiza desde una de las nuevas instalaciones. En total son más 13.500 los clientes que son alimentados desde las ocho líneas de media tensión --20 kilovoltios--.

Las nuevas instalaciones, que transcurren soterradas desde la subestación San Rafael, ubicada próxima a la Ciudad de la Justicia, son ampliables hasta 12 en función del crecimiento de demanda de energía eléctrica que pueda surgir en los próximos años.

Durante las dos pasadas semanas se han realizado los trabajos pertinentes para poner en servicio la nueva subestación San Rafael, desde la que parten las líneas de reparto con el fin de que estuvieran operativas al finalizar la pasada y de que al menos el 50 por cierto de alimentación del recinto ferial --con un consumo eléctrico equivalente al de una ciudad de 20.000 habitantes-- se pudiera dar desde una de ellas.

Así, el suministro eléctrico del Cortijo de Torres, con 24 megavatios de potencia instalada, está transcurriendo desde que comenzara la Feria de Málaga el pasado viernes, sin ninguna incidencia destacable. Por su parte, la nueva subestación, que ha supuesto una inversión de 5,8 millones de euros, realiza la transformación de 66 a 20 kilovoltios a través de dos transformadores de 20 megavatios de potencia cada uno.

La alimentación en alta tensión de la nueva subestación se ha realizado a través de una nueva línea soterrada --66 kilovoltios--, desde la ya existente entre las subestaciones Polígono y Secundaria, también en la ciudad de Málaga. Con ello, la subestación San Rafael ha quedado interconectada con las dos anteriores, lo que permite optimizar la configuración de la red eléctrica de la zona y facilita la maniobrabilidad de las instalaciones y mejorar el reparto de cargas.

De esta manera, se amplían las vías de alimentación alternativas para recuperar el servicio en caso de producirse alguna incidencia en algún punto de las instalaciones eléctricas citadas, lo que redunda en el aumento la calidad de servicio a nuestros clientes.

El diseño de la subestación de San Rafael se ha realizado integrándola visualmente en la zona en la que está ubicada y con avances de última generación. Se trata de una subestación de tecnología y construcción interior blindada que, aunque mayor en sus costes que las tradicionales, consigue rebajar sustancialmente el espacio de terreno que necesitan las otras y toda su paramenta eléctrica queda oculta, sin tener el habitual parque de transformación intemperie.


Quién es Quién en la empresa de Málaga

Galerías

Encuesta

¿Aumentará en 2017 su presupuesto para actividades de ocio?